Una extraordinaria corriente de solidaridad

Cáritas Diocesana de Burgos es la entidad organizada de la comunidad cristiana que desarrolla el ministerio caritativo social paralelamente al ministerio celebrativo y misionero que ejerce la Iglesia, siguiendo el mandato evangélico de justicia y caridad. En cada parroquia y comunidad local, la caridad ha estado presente y ha ido desencadenando una corriente histórica de compromiso y solidaridad que con los años devendría en una estructura organizada, como es la actual Cáritas Diocesana.

Más de 50 años trabajando por la justicia

Los comienzos se fueron plasmando a través de un Secretariado Benéfico-Social, puesto en marcha en 1943. 20 años después se constituiría la Cáritas que hoy conocemos, conformada por todos los equipos parroquiales de la diócesis y sus servicios diocesanos, con su fórmula de asociación no gubernamental sin ánimo de lucro.

El documento más antiguo localizado, fechado el 8 de noviembre de 1943 y titulado "Memoria y Datos que se refieren a la formación en Burgos del Secretariado Benéfico-Social", narra los inicios de dicho Secretariado que tuvo su origen en las iniciativas socio-caritativas surgidas en algunas parroquias de la ciudad por impulso de la Acción Católica que, con el tiempo y junto a otras organizaciones caritativas, devienen en la constitución del Secretariado Diocesano de Caridad, antecedente directo de Cáritas Diocesana de Burgos. Su autora es Carmen Eyries de Troncoso, de la Rama de Mujeres de A.C. que, para dar cumplimiento al Reglamento del Consejo Superior de A.C., fue nombrada primera Vocal Diocesana de Beneficiencia en Burgos.

Desde entonces, las actas y documentaciones dan una visión del crecimiento permanente de la organización, en la búsqueda de un mejor servicio en la caridad.

En este documento descargable disponemos de una breve historia con los hitos significativos del recorrido de Cáritas. ​

Documentos relacionados