Cáritas regional atendió a 71.755 personas durante el 2019 a través de los proyectos sociales de las distintas Cáritas Diocesanas.
La Memoria 2019 de Cáritas Castilla y León resume el compromiso cotidiano hacia una sociedad más humana de técnicos, voluntarios, participantes, colaboradores, socios y donantes que conforman las 11 Cáritas Diocesanas de la región (Astorga, Ávila, Burgos, Ciudad Rodrigo, León, Osma-Soria, Palencia, Salamanca, Segovia, Valladolid y Zamora).
En el último año, la intervención de todos estos agentes hizo posible que Cáritas llegara a más de 130.000 personas con sus proyectos sociales, en los que invirtió cerca de 34 millones de euros.
El quehacer de las Cáritas Diocesanas se fundamenta en la acogida, el encuentro y el acompañamiento orientado a la promoción, autonomía, corresponsabilidad y participación de las personas. Este acompañamiento se desarrolla mediante 381 equipos parroquiales, 82 interparroquiales, arciprestales y diocesanas y 92 centros sociales.
La acción de Cáritas se consolida a nivel regional gracias a sus voluntarios y técnicos. Casi 5.000 voluntario ponen al servicio de la sociedad sus capacidades profesionales y humanas para contribuir una sociedad más caritativa donde todas las personas tengan cabida, un mundo donde nadie se sienta excluido y rechazado, donde se respete su dignidad y sus derechos. Junto a ellos caminan los socios y donantes que contribuyen a esta labor compartiendo sus bienes.
Transparencia
Cáritas Castilla y León invirtió 33.885.676 euros lo que supone un decrecimiento con respecto al año anterior de 3.086.499 euros, éstos evidencian el rigor que identifica el trabajo de Cáritas plasmado por medio de sus agentes contratados, un total de 903.
Los ámbitos a los se destina más inversión son por este orden, Mayores (10.872.605), Acogida y Asistencia (4.773.833), Empleo y Economía social (4.209.807), Personas sin hogar (3.537.163), Personas con Adicciones (2.987.674) e Infancia (1.371.440).

Situación actual

El Informe FOESSA sobre Exclusión y Desarrollo Social en Castilla y León 2019 ya ponía de manifiesto datos preocupantes en la comunidad como por ejemplo el número de personas en exclusión social, 368.000, es decir, el 15,3% de la población se encontraba dentro de la sociedad estancada y algunos retos en lo relativo a vivienda digna, empleo, sanidad y envejecimiento poblacional. Ahora, sumergidos en la crisis sanitaria, social y económica tras el impacto del Covid 19 la situación empeora notablemente, y los datos recogidos hasta la fecha, a raíz de las intervenciones de las Cáritas Diocesanas durante el estado de alarma, auguran un aumento de la pobreza severa. “Es hora de que pensemos y reflexionemos y que nos demos cuenta de que tenemos que tomar partido y comprometernos en medio de esta sociedad, que hay que buscar un modelo distinto de sociedad, que tenemos que replantearnos la forma de vivir. El mundo tiene que cambiar, pero nosotros también. Y que crezca la compasión, cuidar a la gente y acercarnos a las personas que han caído, personas heridas con miles de problemas de todo tipo, personas que necesitan un acompañamiento”. Antonio J. Martín de Lera, presidente de Cáritas Castilla y León.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Share This