gtag('config', 'AW-594699890');

Una de las dificultades a las que se enfrentan las  personas migrantes es el idioma y, por ese, desde el área de Empleo, son habituales los cursos para aprender castellano. En octubre comenzó uno en el arciprestazgo del Vega, que finalizó la semana pasada con una pequeña celebración, en la que se degustaron productos típicos de algunas de las naciones de origen de los participantes, como Georgia, Argelia y Marruecos.

Desde el programa agradecen a los voluntarios, Maribel, Carmen B.,  Eufe, Carmen F., Milagros, Asun, Mercedes, Miguel Ángel, Lourdes, Elena y Maite su disponibilidad y esfuerzo, que se ha plasmado en un compromiso semanal con los alumnos.

Share This